Talayot de Trebalúger, Es Castell.

Asentamiento de hábitat formado por un talayot de grandes dimensiones y de planta elíptica, que se ubica sobre un promontorio rocoso en el que existía una anterior edificación, descubierta con la excavación arqueológica.

Está rodeado por una estructura poligonal que se le adosa, también de época talayótica. El conjunto está afectado por la acción de un horno de cal ubicado encima de las estructuras, en el lado oeste.

Las excavaciones arqueológicas documentaron una edificación de planta irregular alargada, de cubierta sustentada probablemente por tres líneas de pilares de madera asentados sobre bases de piedra, y cabecera ligeramente absidal, que se había asentado en la cima del promontorio rocoso. Los muros están construidos con doble paramento de piedras pequeñas, con una técnica menos perfeccionada que la talayótica. La entrada a este edificio estaría en el lado este —donde se observan dos "garitas" o espacios de reducidas dimensiones—, pero está enmascarada por la posterior construcción talayótica. En su interior se registraron estructuras de combustión, cerámicas de grandes y pequeñas dimensiones y fragmentos de crisoles de fundición. Dos dataciones radiocarbónicas nos indican que este hábitat estuvo en uso de 1430 a 970 d. C., es decir, en la temporalidad correspondiente al Bronce Final (Naviforme II), hasta que en la loma donde se asentaba se levantó un gran turriforme talayótico de planta oblonga que sepultó el primitivo asentamiento. Este turriforme está construido con técnica y paramento ciclópeo de grandes dimensiones.