Poblado talayótico de Montefí, Ciutadella.

Montefí se levantó entre los años 1000 y 700 antes de Cristo y perduró hasta la época romana (123 antes de Cristo). No obstante, algunos expertos coinciden al afirmar que pudo haber estado ocupado con anterioridad a la Prehistoria menorquina.

El poblado de Montefí carece de recinto de taula, aunque no puede descartarse su existencia, dadas las características del asentamiento, posee tres talayotes y existió un cuarto, que desapareció al construirse la carretera Mahón-Ciutadella, en cuanto a los talayotes de Montefí, uno de ellos posee planta absidal, otro es circular y el tercero pudo erigirse gracias al empleo de grandes piedras.

También debe resaltarse la necrópolis, compuesta por una docena de cuevas artificiales, la mayor parte de ellas están clausuradas a día de hoy, 

A lo largo de los años se han efectuado varias excavaciones en el enclave, en concreto, durante las obras de la Ronda Sur, en 2005, se descubrió un área de almacenaje, además de muros romanos, cisternas, depósitos, canalizaciones y un hipogeo funerario del Naviforme (1700-1400 antes de Cristo).